Necesidades del ciudadano y Justicia

Hace unos días he tenido el privilegio de reunirme con una de esas mujeres que derrama energía por todos sus costados y que hace unos años decidió dedicarse profesionalmente a lograr que la Justicia fuera más accesible a los más pobres. La holandesa Patricia Van Nispen fundó Microjustice4all en 1996 y merece la pena echar una ojeada a su labor desarrollada sobre todo en África y América Latina, que puede consultarse en su página web.

Entre la documentación que Patricia me facilitó para conocer mejor su organización he encontrado citado un trabajo titulado “Priorities for the Justice System: Responding to the Most Urgent Legal Problems of Individuals”, cuyo contenido es el objeto de este post.

Ya sabemos que los abogados llegamos tarde y a menudo poco preparados para entender los entresijos de la ciencia del marketing. No hay además mucha literatura sobre el tema destinada específicamente al sector y por ello, frecuentemente desarrollamos nuestro trabajo apoyándonos más en la práctica que en teorías. En otras industrias sin embargo, sí teorizan sobre conceptos antes de pasar a la acción.

Una de las claves del marketing es la detección y comprensión correcta de las necesidades reales de nuestros clientes. Los abogados “vendemos servicios” para cubrir necesidades. Las necesidades no se crean. Las necesidades existen o no existen y es importante tener en cuenta que pueden ser explícitas o implícitas, es decir que hay necesidades que ni siquiera nosotros mismos somos conscientes de tenerlas.

Seguro que os suena, porque un anuncio publicitario nos habló de ella y la popularizó, la famosa pirámide de Maslow (psicólogo estadounidense que en 1943 teorizó sobre las necesidades humanas y la motivación en nuestros comportamientos). La tesis de Maslow se utiliza mucho en marketing y publicidad para identificar la posición que una persona o un grupo de personas ocupa en la misma y conocer la dirección hacia dónde se desplaza en la satisfacción de carencias. Así se obtiene una información altamente relevante acerca de su perfil psicológico y pueden realizarse campañas más efectivas.

Pirámide de Maslow

Entender bien las necesidades de nuestros clientes en relación con la Justicia puede ser útil no sólo a los abogados para definir su cartera de servicios y cómo promocionarlos, sino también por ejemplo al gestor público para revisar la cobertura al ciudadano a través del turno de oficio o al legislador para desarrollar nuevas normas. En el citado trabajo de investigación, se analizaron estas necesidades para llegar a conclusiones como que las necesidades legales son universales, si bien la urgencia de unas y otras varía de país en país y que el nivel de desarrollo económico influye en las necesidades legales. En esta tabla he traducido los doce grupos de necesidades legales en los que se clasifican las identificadas por los investigadores.

Listado de necesidades legales

El trabajo de los investigadores de la Universidad de Tilburg finaliza con la siguiente afirmación “La exploración de los urgentes problemas legales y las formas más eficaces para satisfacer las necesidades de la justicia sugiere que hay muchas lagunas entre el tipo de protección que los individuos necesitan, y lo que ofrecen los sistemas de justicia. Eso en sí mismo es una cuestión desconcertante: ¿cómo se explica esta aparente desfase entre la demanda de justicia y el suministro de la misma? Dejamos esa pregunta para otro momento”. Ignoro si la han contestado ya y me temo si lo han hecho, no les habrán hecho mucho caso. Mi sensación es que la justicia se aleja poco a poco del ciudadano medio, cobijada en la crisis y en sus terribles consecuencias y apoyada en la urgencia de responder a otras necesidades que marca la agenda política.

You may also like
Lista de pasos a seguir para lograr una excelente seguridad de tu Web
EmprendeLaw ofrece descuentos en sus servicios a todos los colegiados del ICAM
Nuestra socia directora, María Jesús González-Espejo, acude al programa Emprende de RTVE para hablar sobre la gestión eficaz de la empresa
Branded Content: una buena estrategia de marketing para abogados